En la ciudad de la furia.

Insomnia

leave a comment »

Toda mi vida, desde niño, he sido noctámbulo e insomne. Nunca intenté curarme porque, para ser sincero, me gusta vivir de noche. Algunos dicen que la mejor parte del día es la noche y para mí hay bastante de cierto en eso. Nada es equiparable a la tranquilidad de caminar por una ciudad vacía y tenerla toda para mí y para nadie más, descubriendo cosas, gente y lugares que siempre estuvieron ahí, pero sin luz resaltan mucho más. Además, la mejor hora para estudiar es la noche. No hay teléfonos que suenen ni autos que circulen a toda velocidad por las avenidas ni gente de aquí para allá molestando.

A la mañana siguiente me cuesta levantarme, obviamente, pero se hace más leve al recordar lo bien que la puedo pasar de noche, solo. Bah, solo no. Conmigo.

Post scriptum: A aquel que entró a En la ciudad… buscando la palabra “pendejas” en Google, le comento que una prima mía acaba de tener una hijita. Por un par de camellos y veinte denarios es toda suya.

Advertisements

Written by Marcos

November 2, 2007 at 1:52 am

Posted in De la vida diaria

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: